La cámara que reune a las empresas del sector ha señalado que ninguna de sus afiliadas ofrece servicios bancarios. Por dicha razón ha calificado a los reclamos de la Asociación Bancaria como inexplicables.

Los reclamos del gremio bancario para la afiliación de los empleados de Mercado Libre son en gran medida una cuestión sindical, pero también tienen como trasfondo otro conflicto, el de las fintech y los bancos.

La situación es similar a la que se ha presentado con la irrupción de Uber y los taxistas. Los recién llegados señalan que las nuevas opciones que ofrecen benefician a los consumidores, mientras que los actores tradicionales del sector apuntan que los nuevos se encuentran en una situación ventajosa porque no siguen las reglas de juego.

Muchas de las preocupaciones expresadas por Palazzo hace unos días son compartidas por los bancos. Esto es, que las Fintech avancen sobre el sector de industria financiera desplazando a los bancos. Algo que perjudicaría tanto a las empresas como al sindicato.

La respuesta

La cámara que reune a las fintech en Argentina no ha hecho esperar su respuesta. En un reciente comunicado ha calificado su repudio a las declaraciones de Palazzo a las que califica como de intimidación y prepotencia.

La cámara ha resaltado que sus miembros no realizan actividades bancarias, y que por dicha razón el pedido de la Asociación Bancaria para sumar a los trabajadores de las empresas fintech es inexplicable.

“Se trata de un pedido anacrónico, que busca perjudicar a una naciente e innovadora actividad que está generando nuevas oportunidades para millones de personas en nuestro país”, señala el mensaje difundido por la Cámara. “Debemos generar empleo de calidad y no encorsetar una nueva realidad en esquemas del pasado que ignoran los resultados exitosos y alentadores a nivel internacional (…) Todos los sectores somos responsables de generar las condiciones para que tanto los trabajadores actuales como los que se incorporan accedan a empleos de calidad, con proyección de futuro”.

Conflicto a largo plazo

Es posible que ambas partes tengan algo de razón. Las fintech están ofreciendo a amplios sectores de la población servicios a los que antes no podían acceder. Pero no cuentan con las mismas regulaciones y obligaciones que a veces atan a los bancos. También existen prácticas que los mismos bancos a menudo admiten deben mejorarse.

Nos interesa saber tu opinión ¿Tienen razón los bancos? ¿Está la Cámra Fintech en lo correcto?